Coco: una película difícil de olvidar

Coco (2017)

Dirección: Lee Unkrich y Adrian Molina

Historia y guion: Lee Unkrich, Adrian Molina, Jason Katz y Matthew Aldrich

Duración: 105 minutos

Género: Animación, aventura y comedia

Con absoluto respeto cultural y una historia directo al corazón de todas las familias y una animación llena de color y belleza estética, Disney vuelve a demostrar su calidad y augura arrasar la temporada de premios. Una película difícil de olvidar.

El argumento:

La familia de Miguel (Anthony González) tiene una única regla a cumplir: nada de música. A pesar de ello, él aspira ser un gran cantante como su ídolo Ernesto De la Cruz (Benjamin Bratt) y se anota en un concurso por la celebración del día de los muertos. Diversos hechos llevan a Miguel a “tomar prestada” la guitarra de Ernesto y al tocarla comenzará un viaje mágico que lo llevará por la tierra de los muertos, donde conocerá a peculiar Héctor (Gael García Bernal) e irá descubriendo su historia familiar.

Qué encontrarán en el cine:

La animación de Disney vuelve a sorprender con un nivel de detalles extraordinarios, cada pixel pareciera contarnos una historia dentro de otra. Los diseños de los personajes y el mundo de los muertos comparten originalidad y nos adentran en la trama a cada instante que transcurre.
El guion, de estructura clásica en tres actos, denota una investigación y reproducción de las costumbres mexicanas tan prolija que uno siente que es una película autóctona; diálogos y accionar de personajes con fluidez; humor sano y drama sin límites de edad; si bien el giro de la trama principal puede llegar a ser predecible, no será hasta estar próximos al desenlace que el espectador pueda atar cabos sueltos. El argumento nos lleva a descubrir una celebración particular en una historia simple y aventurera con el recurso ya conocido del límite temporal para solucionar la problemática que aqueja al protagonista.
Los mensajes sobre la familia, el perseverar y no bajar los brazos por cumplir tus sueños y ser bueno con quienes te acompañan en la vida, marcan un lazo empático entre el espectador y los personajes.
La música es otro factor que lleva en la sangre la cultura reflejada, con bellas y emotivas baladas y divertidas melodías de mariachis.
El color abunda en intensidad y variedad, destacan los colores vibrantes (gama de rojos y anaranjados, verdes y amarillos).
La dirección no deja pasar cada oportunidad que tiene para maravillar con planos generales que realzan el trabajo del departamento de arte y un marcado énfasis en los planos conjuntos.
Una película que nos habla de lo importante sobre una costumbre que venera el amor familiar y el respeto a los ancestros a través de música y animación impecables. Advertencia: gran probabilidad de lágrimas emocionales (para chicos y, sobre todo, grandes).
Qué aprendí con esta película:

  • No la comparen con El libro de la vida (The book of life, 2014), lo único que comparten es la celebración del día de los muertos.
  • ¡Un Poco Loco!
  • ¡Recuérdame!
  • La chancleta justiciera.
  • ¡Hola Miguel!
  • “PUES LA MÚSICA ES MI LENGUA Y EL MUNDO ES MI FAMILIA.”

Datos curiosos:

Agradecemos a la gente de Disney Latinoamérica por acercarnos toda la información que verán a continuación.

 

LA INVESTIGACIÓN

  • “En cuanto decidimos que queríamos contar una historia que sucede en México, de inmediato organizamos nuestro primer viaje de investigación”, cuenta el director Lee Unkrich. “Durante tres años, visitamos museos, mercados, plazas, talleres, iglesias, haciendas y cementerios por todo México”, agrega. “Las familias nos abrieron las puertas de sus casas y nos enseñaron sus platos y música favoritos, su estilo de vida y tradiciones. Y, sobre todo, fuimos testigos de la importancia fundamental que le dan a la familia”.
  • En 2011, Unkrich viajó a la ciudad de México con la productora Darla K. Anderson, el diseñador de producción Harley Jessup y el supervisor de historia Jason Katz.

 

ALEBRIJES 

  • El equipo visitó el Museo Dolores Olmedo de la ciudad de México para observar el altar dedicado a Pedro Linares, el artista local que creó las figuras realizadas en papel maché llamadas alebrijes a fines de la década de 1930, producto de un extraño sueño que tuvo durante una terrible enfermedad. Los cineastas quedaron tan cautivados con las coloridas figuras que se juraron incluirlas en la película de una u otra forma.

PUENTE DE CEMPASÚCHILES

  • También fueron a la ciudad de Morelia, donde el equipo visitó la Plaza Morelos, la fuente de las Tarascas y el Acueducto de Morelia, que luego serviría de inspiración para el impresionante puente de cempasúchiles que en la película une la Tierra de los Vivos con la Tierra de los Muertos. También conocieron el Palacio de Gobierno y la catedral del centro histórico de Guadalajara.
  • En el siguiente viaje, además de Unkrich, Anderson y Jessup, se sumaron la directora de fotografía e iluminación Danielle Feinberg y el director de arte de sets Nat McLaughlin, entre otros, para visitar Ciudad de México, Oaxaca, Tlacolula, Tlalixtac, Abasolo, Guanajuato y Santa María del Tule.

 

LA IMPORTANCIA DE LA FAMILIA

  • “En nuestro segundo viaje nos concentramos más en Oaxaca y Guanajuato”, cuenta Anderson, quien lo que más disfrutaba de los viajes era pasar tiempo con las familias. “Nos recibían en sus casas”, cuenta. “Son las personas más abiertas y más generosas que conocí en mi vida. Nos trataban como si fuéramos un vecino del pueblo o un miembro más de la familia. ‘Pasen. Coman con nosotros. Rían con nosotros’. Nos ofrecían tamales y una sopa tradicional llamada pozole. Fue algo realmente enternecedor”.

 

DÍA DE MUERTOS

  • El equipo visitó, también, numerosos altares, mercados, haciendas, jardines, iglesias y plazas que en la película inspiraron la ciudad ficticia de Santa Cecilia. En Ciudad de México fueron a ver un show de mariachis en el Salón Tenampa y en Oaxaca se toparon con una comparsa. En Día de Muertos, visitaron los cementerios de San Juanito, San Felipe del Agua y Atzompa. Las procesiones les parecieron alegres y llenas de música, y se enamoraron de los perros Xolo.
  • Feinberg regresó a México en 2013, junto con el codirector y guionista Adrian Molina, el director de arte de personajes Daniel Arriaga, el director de fotografía y cámara Matt Aspbury, los artistas de historia Manny Hernandez y Octavio Rodriguez y el jefe de historia Dean Kelly, entre otros.

ZAPATERÍA DE LOS RIVERA

  • Este viaje se centró principalmente en la ciudad de Oaxaca, donde los realizadores regresaron a algunos de los sitios favoritos y hallaron tesoros nuevos, incluida una fábrica de chocolate. El equipo visitó un taller de huaraches (zapatos) para utilizar como referencia para la fábrica de zapatos de la familia Rivera.
  • El director Lee Unkrich y la productora Darla K. Anderson trabajaron juntos en la película ganadora del Oscar- y el Golden Globe- 2010, Toy Story 3, que es la segunda película animada más taquillera a nivel mundial.
  • COCO presenta una banda sonora original del compositor ganador de un premio Óscar Michael Giacchino (UP: Una aventura de altura, Rogue One: Una historia de Star Wars), una canción de los ganadores de un Óscar Kristen Anderson-Lopez y Robert Lopez (Frozen: una aventura congelada), y canciones adicionales compuestas por Germaine Franco (Dope, Shovel Buddies) y Molina. El asesor musical Camilo Lara del proyecto musical Instituto Mexicano del Sonido también forma parte del equipo, así como los asesores culturales Lalo Alcaraz, Marcela Davison Avilés y Octavio Solís.
  • Los realizadores invitaron perros Xolo locales a Pixar para que los artistas pudieran interactuar con los queridos perros y estudiar su anatomía. Xoloitzcuintle deriva del dios azteca Xolotl y la palabra azteca Itzcuintli que significa perro. Hallazgos arqueológicos en tumbas de origen azteca, entre otros, indican que la raza data desde hace 3.500 años. Muchos consideran que los perros Xolo poseen poderes curativos.
  • Desde los habitantes de Santa Cecilia hasta los esqueletos invitados a la fiesta de Ernesto de la Cruz en la Tierra de los Muertos. Los artistas de Pixar pasaron mucho tiempo haciendo bocetos de sesiones en vivo de bailarines folklóricos mexicanos. Los artistas se encargaron de sombrear, moldear y combinar las 500 piezas de ropa de distintas maneras para vestir a los miles de personajes de la multitud.
  • Todas las interpretaciones en guitarra de COCO se recrearon con precisión. Los realizadores grabaron a músicos tocando todas las canciones y sujetaron GoPros en sus guitarras, para ofrecer a los animadores material de referencia.
  • El talento que pone su voz en inglés en la versión original de la película está conformado por artistas latinos que dan voz a personajes tanto de la Tierra de los Vivos como de la Tierra de los Muertos. De la Tierra de los Vivos, Anthony Gonzalez (Ice Box y The Last Ship, de TNT) presta su voz a Miguel y Renée Victor (Weeds, The Apostle) interpreta la voz de la autoritaria Abuelita.
  • De la Tierra de los Muertos, Gael García Bernal (Mozart in the Jungle, de Amazon) ayuda a dar vida al encantador Héctor en la versión en inglés y en español; Benjamin Bratt (Star, la serie de FOX y Doctor Strange) da voz en inglés al ídolo de Miguel, Ernesto de la Cruz, y Marco Antonio Solís le da voz en español. Alanna Ubach (Los Fockers: La familia de mi esposo, la serie de Bravo Girlfriends’ Guide to Divorce) da voz en inglés a la tatarabuela de Miguel, Mamá Imelda.

CANCIONES ORIGINALES

 

“Recuérdame”

  • Kristen Anderson-Lopez y Robert Lopez, el equipo detrás de la canción ganadora de un Oscar “Libre soy” de la película de 2013, Frozen: una aventura congelada, compusieron la canción temática “Recuérdame”, que en la película es el tema célebre del consagrado músico Ernesto de la Cruz. “La canción está escrita desde el punto de vista de una persona que espera ser recordada por un ser querido”, señala Anderson-Lopez. “Pero la letra se puede interpretar de manera diferente según el tempo y el tono de la música”. 

La versión de los créditos finales

  • Carlos Rivera, uno de los cantantes mexicanos más queridos y con mayor proyección a nivel internacional, interpreta la versión de “Recuérdame” (Remember Me, en la versión original en inglés) en los créditos finales de COCO. La canción sonará en la versión doblada al español para Latinoamérica de la película y forma parte de la banda de sonido.

 

“Un poco loco”, “Juanita”, “El mundo es mi familia”, “El latido de mi corazón”

  • Franco trabajó con Molina para componer varias canciones, entre ellas: “Un Poco Loco”, una canción de estilo Son Jarocho mexicano que Miguel y Héctor interpretan sobre un escenario en la Tierra de los Muertos. “Este es uno de mis estilos de música mexicana favoritos”, confiesa Franco. “Comprende una mezcla de elementos musicales indígenas, africanos y españoles”. Entre otras de las canciones se encuentran la inspiradora “El mundo es mi familia” y la irónica canción de cuna “Juanita”. “El latido de mi corazón” fue escrita para la última escena de la película.

 

CANCIONES INSPIRADAS EN COCO 

  • La banda sonora original para Latinoamérica incluirá temas que aparecen en la película, y también nuevas interpretaciones de adoradas y clásicas canciones inspiradas en COCO, que se encuentran exclusivamente en el álbum, interpretadas por diversos artistas mexicanos, como: Karol Sevilla y Jorge Blanco.
  • Karol Sevilla, la actriz y cantante mexicana protagonista de Soy Luna,la serie original de Disney Channel Latin America, interpreta una nueva versión del famoso tema musical “La Bikina” de Rubén Fuentes Gasson.
  • Jorge Blanco, el cantante, artista del sello de Disney Music Group, Hollywood Records, y actor mexicano reconocido a nivel mundial por su rol protagónico en Violetta, la exitosa producción original de Disney Channel Latin America y EMEA, interpreta una nueva versión del clásico tema musical “Bésame mucho”, el famoso bolero de Consuelo Velázquez Torres.

 

Para más información e imágenes del proceso sobre Coco ingresen al sitio oficial de Pixar.

por Gabriel Farisello

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *