Star Wars: Los últimos Jedi, ¿y vos de qué lado estás?

Star Wars: Los Últimos Jedi (2017)

 

Título original: Star Wars: Episode VIII – The Last Jedi

Dirección: Rian Johnson

Historia y guion: Rian Johnson

Duración: 152 minutos

Género: Acción, Aventura, Fantasía y Sci-Fi

La octava entrega de la franquicia más grande de la galaxia nos trae más nostalgia, mejores escenas de combates y más humor. Acompáñenme en el camino de esta reseña para saber si se inclina por el lado oscuro o luminoso de la fuerza.

El argumento:

Los Rebeldes, comandados por Leia (Carrie Fisher), se encuentran bajo el asedio de La Primera Orden, liderada por el Supremo Líder Snoke (Andy Serkis). Mientras Leia intenta llevar a su gente lejos de su perdición, la joven Rey (Daisy Ridley) buscará convencer a Luke Sywalker (Mark Hamill) de ayudarla a encontrar su camino en la fuerza y así poder salvar a la última chispa de esperanza que reside en la resistencia.

Qué encontrarán en el cine:

La banda sonora sigue siendo una impronta única y brillante de la mano del maestro John Williams.
Los efectos especiales y la dirección de arte también mantiene su calidad. En esta entrega se podrán observar grandes aciertos por la utilización de modelos animatrónicos y menos abuso del tan cuestionado CGI (que excepto por una escena también estuvo bien utilizado).
Las actuaciones han presentado mejoras notorias a su precuela. Adam Driver como un Kylo Ren trastornado; un interesante y desafiante Poe Dameron (Oscar Isaac); Hamill regresa a escena en buena forma con un símil Ben Kenobi; Fisher nos da un último gran adiós con una memorable Leia. Pero también hay flojos desempeños como Benicio Del Toro en un personaje poco aprovechado y extraño; Laura Dern pasa con más pena que gloria y Andy Serkis, a quien claramente desperdiciaron.
En la construcción de los personajes se entrevén las complicaciones para los actores, ya que Finn (John Boyega) y la Capitana Phasma (Gwendoline Christie) no llegan a generar una buena conexión con el espectador y podrían ser prescindibles. Continúa la búsqueda forzada por una figura icónica de peso en lugar del reconocido Darth Vader.En la dirección hay un trabajo acrecentado por lo realizado en otras áreas (fotografía, montaje y el gran trabajo coreográfico) sobre todo en los combates tanto entre personajes individuales, como en la guerra aérea y terrestre. Destacan algunos planos generales.
El guión es el punto más cuestionado. Severos huecos en la trama, personajes poco desarrollados, algunas situaciones más predecibles y forzadas que otras y humor en exceso por parte de personajes que no suelen aportarlo, generaran debate entre los fanáticos más acérrimos. Del otro extremo tenemos la nostalgia a flor de piel y reminiscencias claras a los previos films, los tan sospechados Porgs aparecen lo justo y necesario para ser simpáticos y los carismáticos robots (BB-8 y R2-D2) tienen, como es habitual, sus gags para sacarnos buenas risas. Así y todo, el argumento (de comienzo frenético y luego lento y pesado con cierre cargado de emociones) funciona y cumple en sumarse a este universo infinito de una galaxia muy muy lejana.
Una película más de la saga que, a pesar de sus falencias y su humor desmedido, cumple con los fanáticos con un cierre a toda orquesta y nos mantiene expectantes para el desenlace de una nueva trilogía que (como ya todos saben) no será el último filme de la franquicia. ¡May The Force Be With You! ¡Always!Qué aprendí con esta peli:

  • Si escucho “I Know” una vez más juro que voy a gritar.
  • ¿Star Marvel Wars?
  • Rey…¿Quién #$%#&#&$ es tu padre?
  • Dejar de robar por unos años habrá que.

Datos curiosos:

  • El director Rian Johnson ha realizado los films Brick (2005), Los estafadores (The Brothers Bloom, 2008) y Looper: Asesinos del futuro (Looper, 2012), entre otros.
  • Benicio Del Toro había hecho la audición para ser Darth Maul en Star Wars: Episodio I – La amenaza fantasma de 1999.
  • John Williams ha compuesto la música de los ocho films principales de Star Wars.
  • La actriz Carrie Fisher falleció el 27 de diciembre de 2016, siendo este su último filme.
  • La película es estrenada 40 años después de Star Wars: Episodio IV – Una nueva esperanza, de 1977, dirigida por George Lucas y marca así el aniversario de la franquicia.
  • Es la película de mayor duración de la saga.
  • El actor Tom Hardy realizó un cameo como un stormtrooper.

por Gabriel Farisello

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *